do not hospitalize

(redirected from DNH)
Also found in: Acronyms.

do not hos·pit·al·ize

(dū not hos'pi-tăl-īz)
Written order indicating that a patient with a terminal illness is not to be admitted to a hospital.

do not hospitalize

,

DNH

An advance directive that explicitly limits the transfer of patients from the community to hospitals. Patients or their surrogate decision makers may choose DNH status when they hope to die in familiar surroundings or when they perceive further hospital care to be futile.
References in periodicals archive ?
El 9 de julio de 1913 y de manera simultanea, se inauguraron centros que representaban directamente al DNH en siete capitales: Posadas, Resistencia, Formosa, Neuquen, Santa Rosa, Viedma, Rio Gallegos y en la ciudad de Trelew (Chubut).
Para Luis Navarro, representante del DNH en el mismo acto en Trelew, la accion publica habia eliminado el fantasma de la peste, donde vivian un millon de almas; alli, a pesar de la aglomeracion, habia mas seguridad que "en nuestras soledades, que no tienen mas profilaxis que el viento".
Penna expreso en 1909 que el DNH debia "desplegar todas sus energias, afirmar el poder de sus medios de accion y aplicar el producto de la ciencia y la experimentacion", y tambien que "la conservacion de la salud publica implica una ley suprema a cuyos beneficios tienen derecho por igual todos los habitantes de la Republica" (43).
No deberian ser ajenas a estas decisiones dos cuestiones: en primer lugar, los conflictos al interior del DNH con la llegada del gobierno radical de Yrigoyen, en 1916, y los reemplazos de tecnicos con experiencia y reconocimiento, como era el caso de Araoz Alfaro, por funcionarios como Capurro, catalogado por sus colegas con un perfil politico y no necesariamente como el resto de los Presidentes del DNH, que habian sido tambien referentes tecnicos (46).
En la estructura estatal, su gestion dependia del Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto y no del Ministerio del Interior, en donde se situaba el DNH.
Tal cuestion permite observar que las dificultades de plasmar las acciones hacia la poblacion del interior argentino estaban en la propia organizacion burocratica, escindida en dos entidades con acceso diferencial a fondos, ya que el DNH tuvo a partir de 1916 importantes dificultades presupuestarias (vinculadas sobre todo a la situacion particular del Congreso Nacional) mientras que la CAAHR podia mantener su accionar debido a que dependia de otra entidad y Ministerio.
De acuerdo a Belmartino, el DNH indicaba que las deficiencias en el control y prevencion de enfermedades se debia a criterios uniformes en salud publica, que se solucionarian unificando las normas a nivel nacional, con la sancion de un Codigo sanitario.
La necesidad de transformar la situacion sanitaria representa un intento de cambiar las reglas de juego en relacion al quehacer del DNH, centrado desde finales del siglo XIX en el ataque a las epidemias urbanas.
Y aun fue mas preocupante, para estos organizadores, la apertura y el sosten economico a traves de fuentes de la Loteria Nacional (y no del tesoro nacional y de presupuestos sancionados por el Congreso, como lo era el DNH), de una agencia diferente, encargada de la creacion de instituciones de atencion medica y social.
Los tres funcionarios a cargo del DNH y de la CAAHR, expertos en las areas de higiene publica y psiquiatria, eran tambien profesores de la Universidad de Buenos Aires, que culminaron estudios o se especializaron en centros de referencia academica europeos.
En relacion a los aspectos comunes, es preciso agregar que tanto quienes controlaron el DNH como la CAAHR publicitaron profusamente sus acciones, con obras de gran impacto visual: el Atlas Sanitario de Penna y Restagnio, munido de mapas que incluian todo el pais y los planos de las instituciones de atencion medica publicados a todo color en un texto lujoso de los discursos de Cabred, le imprimieron a las campanas y otras acciones una cobertura espacial nacional.
(9) Como fuentes primarias, se destacan las existentes en publicaciones de orden sanitario (revistas medicas: Anales del DNH, La Semana Medica y La Prensa Medica) asi como manuales, memorias, informes y articulos de especialistas de la epoca.